A.F.A.P.E.
(Asociación Española de Fabricantes de Fuegos Artificiales) se constituye como asociación empresarial en el año 1.987, aglutinando en su seno a 75 empresas de las aproximadamente 110 autorizadas como talleres de pirotecnia, en toda la geografía nacional.

 

Sus principales fines son, la defensa y promoción de los intereses generales así como la asistencia y asesoramiento, proponiendo ante la Administración medidas de política industrial, seguridad laboral, etc.

Actualmente forma parte del Comité Europeo de Normalización (CEN), en el que se están aprobando unas normas comunes de ámbito Comunitario, para la libre comercialización de estos productos, con unos requisitos de seguridad armonizados.

A nivel nacional, mantiene una estrecha colaboración, con la Subdirección General de Minas del Ministerio de Economía, de la que depende por estar la actividad que se desarrolla en el ámbito de los explosivos, formando parte del Comité Técnico de normalización de minería y explosivos (AENOR).